Ruta de Cártama, 3 Veces Milenaria

Ruta de Cártama, 3 Veces Milenaria

Una privilegiada posición estratégica controlando el valle del Guadalhorce, junto a la fertilidad de su suelo favorecieron la instalación muy temprana de nuestros antepasados en Cártama, Málaga. Es el yacimiento de la Plaza de la Constitución uno de los pocos lugares donde podremos realizar un recorrido histórico completo y continuado desde la Edad de Bronce hasta nuestros días.

Comenzará nuestra ArqueoRuta descubriendo un conjunto de cabañas circulares de la época del Bronce. De construcción íbera veremos los restos de una casa de planta cuadrada y un potente muro de sillares con contrafuertes que delimitaba el espacio de la antigua acrópolis; junto a ésta, se sitúan los restos de lo que probablemente fuera la Basílica Civil de la ciudad en tiempos romanos.

De época visigoda y Bizantina una estancia reutiliza materiales romanos para su construcción y, por último, accederemos al interior de una torre nazarí que sirvió de depósito de agua en tiempos medievales y visitaremos su fortaleza medieval en la parte alta de la villa, residencia del sahib.

Una ruta maravillosa que se completa con un desayuno muy típico de Cártama, “Fritillas”, masa de pan frita, muy rica, que nos aportará la energía necesaria para iniciar la jornada y a mediodía la Sopa de “Caldo Poncima”, elaborada con auténtico pan de trigo y las ricas verduras de la huerta del Guadalhorce. Una receta muy antigua y tradicional de esta comarca y que recomendamos probéis.

Ruta De Baco

Ruta De Baco

El vino tuvo un papel muy importante en antigüedad, destacando sobre todo en los actos más representativos de la vida social en la cultura romana, una bebida cargada de simbolismo y convertido en un puente entre los hombres y los dioses.

Baco, su dios en el mundo romano, relacionado con la agricultura y en especial con los arboles y la vid, será quien dé nombre a esta ArqueoRuta que nos llevará hasta las tierras del interior de Málaga para conocer de primera mano los secretos de la elaboración de algunos de sus más reconocidos caldos.

Visitaremos las instalaciones y bodegas de la S.C.A. Virgen de la Oliva, donde nos explicarán el proceso de elaboración de los distintos tipos de vino que producen, tanto blancos como tintos o dulces y tendremos la oportunidad de catar varios, en especial dos de las variedades más representativas de Mollina, los mistelas y los dulces naturales.

Muy cerca de allí se encuentra Finca Bodega La Capuchina por la que, a su alrededor, transcurre un tramo de La Gran Senda de Málaga. También pasaremos a visitarla para conocer sus instalaciones y el proceso artesanal de elaboración de sus vinos. Disfrutaremos de unas catas maridadas bajo la explicación del enólogo, en las que se hará referencia al aspecto del vino, al aroma, al sabor, a la permanencia en boca.. algo que nos adentrarán en un mundo de colores, sabores y olores en el que despertar los sentidos.

No nos olvidamos de nuestra visita arqueológica, esta vez dando un agradable paseo entre viñas y olivares será donde encontremos el Templete de La Capuchina, un mausoleo romano de planta rectangular que contaba con una cripta y un piso superior dedicado al culto de los difuntos, una verdadera joya arqueológica datada en torno al año 150 d.C, bastante desconocida y que merece la pena descubrir.

Ruta De Los Mosaicos

Ruta De Los Mosaicos

Esta ArqueoRuta nos llevará hasta las provincias de Córdoba y de Sevilla, donde conoceremos un poco más sobre la forma de vida de nuestros antepasados los romanos.

En Puente Genil, visitaremos una importante villa romana tanto por su estado de conservación y puesta en valor, como por la cantidad y calidad de sus mosaicos, la Villa romana de Fuente Álamo. Este enclave arqueológico, declarado Bien de Interés Cultural, posee uno de los conjuntos figurativos y geométricos más importantes de España, con unas estructuras en muy buen estado de conservación y más de 20 mosaicos hallados hasta el momento, de entre los que destacan el de el Triunfo de Baco y el de las Tres Gracias.

Muy cerca de allí se encuentra la localidad sevillana de Casariche, allí descubriremos algo más sobre la antigua ciudad romana de Ventippo.

Subiremos hasta Cerro Bellido, un paraje natural donde se sitúan las antiguas canteras romanas de la ciudad y visitaremos la Colección Museográfica del Mosaico Romano, donde se puede contemplar la colección de mosaicos extraídos de la Villa del Alcaparral, entre los que se encuentra el mosaico de El Juicio de Paris, aunque el original no se encuentra aquí, está en Sevilla, éste mosaico es único en la Península Ibérica por la temática que representa.

Para almorzar nada mejor que degustar los platos típicos de este bonito pueblo sevillano, como son los Flamenquines, los San Jacobos, las Papas Aliñadas o el Salmorejo.

Una magnífica ruta que seguro te sorprenderá.

Ruta De Las 3 Culturas

Ruta De Las 3 Culturas

Con esta ArqueoRuta recorreremos tres épocas muy importantes de nuestro pasado, la época romana, la musulmana y la época de la reconquista. En esta ocasión visitaremos Álora, precioso pueblo del Valle del Guadalhorce.

Conoceremos las Termas romanas de Canca, unas termas del siglo II d.c, que formaban parte de un conjunto termal relacionado con alguna villa o núcleo de población romana de la antigua Iluro. Junto a estas termas se halla la mina de agua que posiblemente las abasteciera, se trata de una canalización de 16 metros de profundidad excavada en la piedra, formando en su inicio una bóveda de medio punto.

Atravesaremos los arrabales medievales para sumergirnos de lleno en el ambiente de las fortalezas árabes durante el reinado de Abd- El Rahman III visitando el Castillo de Álora, allí nos situaremos en la parte más elevada del pueblo, disfrutando de una fantástica panorámica del entorno. A dicho castillo se accede por un arco de herradura apuntado, único en occidente.

No podemos dejar de pasar por el Museo de Álora, ubicado en la que posiblemente fuera la capilla del desaparecido Hospital de San Sebastián, levantado por los Reyes Católicos, donde podremos ver una maravillosa colección de piezas arqueológicas, entre ellas varias ánforas ibéricas o una estatuilla de bronce que representa al dios Mercurio.

Cerca de museo se encuentra la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Encarnación del S. XVII, la segunda más grande de la provincia de Málaga después de la Catedral, ubicada al principio encima de lo que fue la mezquita del castillo.

También pasaremos por El Molino del Bachiller, un molino de aceite del siglo XVI y convertido en posada durante la primera mitad del siglo XX.

Y para finalizar, nada mejor que poner un broche gastronómico de lujo, uno de los platos típicos y más exquisitos de la cocina aloreña, las Sopas Perotas.

Ruta Romana

Ruta Romana

Esta ArqueoRuta comienza con un suculento desayuno molinero en el Restaurante-Museo Caserío de San Benito. Una vez recargados de energía y después de haber disfrutado del típico Mollete Antequerano y del rico aceite de oliva virgen de la zona, comenzamos la visita de su museo y molinos romanos.

La ruta nos lleva después hasta el pueblo de Alameda, donde visitaremos el Centro Temático de las Termas Romanas y su importante yacimiento arqueológico datado entre el siglo I a.C. y el IV d.C., declarado Bien de Interés Cultural y Monumento Nacional. En dicho yacimiento se observan dos fases constructivas de diferente cronología, la primera, de la Edad del Cobre, que todavía conserva una treintena de fosos excavados en la roca y la segunda, en fase romana, donde nos encontraremos con unas instalaciones termales y un conjunto de edificios públicos.

A pocos kilómetros de Alameda se encuentra el Parque de Santillán, un espacio natural acondicionado con zona de barbacoa, merendero, césped natural y un pequeño parque infantil. Aquí se puede almorzar después de visitar otro importante yacimiento arqueológico que se encuentra muy cerca de allí, el llamado Castellum romano del Capiruzón.

Su construcción se inició durante los siglos I-II d.C. como villa rústica con un conjunto de estancias articuladas en torno a dos grandes habitaciones y dos aljibes. Durante el siglo III d.C se corresponde con una fortificación amurallada de planta cuadrada con torres también cuadradas en las esquinas. Dicha arquitectura militar surge en un período en que el Imperio Romano se muestra incapaz de mantener la seguridad tanto en las fronteras como en el interior de las provincias ante las repetidas invasiones sufridas en la Bética.
Esta es una ruta muy cómoda de realizar y recomendada sobre todo para familias y niños.